Los pacientes con DMT2 tienen derecho de acceso al tratamiento